Políticas de Igualdad de Género

Las políticas de igualdad de género impulsan modificaciones profundas de la estructura social causante de las desigualdades entre mujeres y hombres. El área de políticas de igualdad de género se estructura en las siguientes líneas de acción:

Autonomía física:

a) Lucha contra las violencias de género: detrás de las denuncias, se requieren respuestas institucionales apropiadas, herramientas y resultados tangibles. Esta Línea impulsa la construcción o el fortalecimiento de herramientas para aplicar las leyes, implementar mecanismos efectivos de protección. Las respuestas tienen que seguir una cadena jurídica y social: por un lado, represivo hacia los agresores, preparándose para recibir más denuncias, investigar mejor, tomar decisiones coherentes a nivel civil y penal, aplicar sanciones efectivas, y por el otro el acompañamiento psicosocial, escuchar, acompañar y proteger a las víctimas.

b) Salud sexual y reproductiva: que permite a las mujeres escoger su destino desde la adolescencia, amparadas por marcos legales. Esta línea busca impulsar los cambios legislativos en este campo y la disminución de los embarazos precoces.

c) Cambios en las masculinidades: se tratar de generar replanteamientos colectivos de género (específicamente en torno a la masculinidad) como política para abordar algunos fenómenos relacionados con violencia y desigualdades

Autonomía política y paridad: esta línea de Acción busca impulsar políticas públicas que permitan la eliminación de barreras para el acceso a la participación en el poder, que incluye el espacio político, y, en el caso de algunos países del subcontinente, la contribución a la construcción de la paz. Las dificultades de la mujer, en el ámbito de la participación política, se profundiza respecto a la elegibilidad y al acoso político, estas dificultades aumentan en el caso de las mujeres indígenas y afrodescendientes.

Autonomía económica y cuidados: esta línea promueve políticas para disminuir la feminización de la pobreza. Promueve reformas para mejorar la inclusión laboral y evitar la discriminación. Se busca resultados en la diferencia salarial, tipo de empleo, trabajo de tiempo parcial, ramas económicas limitadas, tasas de desempleo, e informalidad.

Transversalización de la perspectiva de género, desarrollo de estadísticas de género y presupuestos sensibles a género: esta Línea de Acción promueve políticas públicas para mejorar la utilización de los datos e indicadores de género y efectuar un seguimiento del gasto público relacionado con la igualdad de género.

Áreas de políticas